Hechos históricos

 

En el año 2002 se reforman los estatutos adecuandolos a la Norma Foral y entra en vigor con la nueva legislatura 2003/2007.

La Reforma de 1988


Ésta Mancomunidad desde el comienzo de sus actividades tuvo una normativa básica para su funcionamiento, los Estatutos redactados en el año 1981

Con ésta normativa básica la Mancomunidad funcionó desde el comienzo de las actividades, hasta el año 1.987.

En éstos Estatutos de 1.981, se determinaba como representación municipal la de dos Corporativos por Municipio, quedando compuesta la Mancomunidad por 16 Vocales.

Tras las Elecciones Locales del año 1.987 y visto los resultados obtenidos por el conjunto de los partidos políticos en Arratia y su correlación de fuerzas, se vió la necesidad de la modificación de los Estatutos para dar una proporcionalidad a la representación Municipal, en función de los habitantes de cada Municipio, y fué esta idea la que impulsó el proceso de reforma, junto con la imposibilidad de la elección de Presidente de la Mancomunidad.

Se nombró una Comisión entre los Partidos Políticos de Arratia, para debatir un nuevo texto, la cual inició sus trabajos en Noviembre de 1987, y llegando a la firma en Junio de 1988 de un texto reformado por parte de los partidos políticos Partido Nacionalista Vasco y Eusko Alkartasuna. La coalición Herri Batasuna no firmó el texto de los nuevos Estatutos al estar en desacuerdo en algunos apartados.

El texto reformado de los Estatutos fué aprobado por mayoría absoluta, en la Asamblea General de los Concejales de Arratia en la reunión celebrada el día 1 de Julio de 1988.

La reforma supuso en primer lugar un cambio en la denominación de la Mancomunidad la cual pasó a ser la de Arratiako Udalen Mankomunitatea, desapareciendo la terminología en castellano.

Al mismo tiempo se señaló la competencia de la Mancomunidad en cuanto a la prestación de unos servicios mínimos a los cuales todos los Ayuntamientos que en el momento participaban en la Mancomunidad, debían asumir, cual eran los siguientes:

  • Servicio de Recogida de R.S.U.
  • Servicio de Mantenimiento de Alumbrado
  • Servicio de Bienestar Social
  • Servicio de Oficina Técnica
  • Abastecimiento de Aguas, saneamiento y protección del Medio Ambiente.

Por otro lado se contemplaba que se podría asumir la prestación de cualquier otro servicio público que los Ayuntamientos mancomunados considerasen preciso con arreglo a lo dispuesto en los Estatutos.

En cuanto a la representación Municipal se establecía una nueva organización, la cual quedaba establecida de la siguiente manera:

  • Hasta 1.000 habitantes................... 2 Representantes.
  • De 1.001 a 2.000 habitantes.......... 3 Representantes.
  • De 2.001 a 5.000 habitantes.......... 4 Representantes.
  • Más de 5.000 habitantes..................5 Representantes.

Al mismo tiempo se establecía unos nuevos órganos de Organización de la Mancomunidad, los cuales quedaban como siguen:

  • a).- Asamblea General
  • b).- La Junta Plenaria
  • c).- La Comisión de Gobierno
  • d).- El Presidente y los dos Vicepresidentes

   PDF  Ver Estatutos

 

Proceso de reforma de los estatutos de 1988 al amparo de lo previsto en la norma foral 3/1995


Se debe señalar que de conformidad con lo dispuesto en la Disposición Transitoria Unica de la Norma Foral 3/1995, de 30 de marzo, de la Diputación Foral de Bizkaia, Reguladora de las Entidades de Ambito Supramunicipal de Bizkaia, publicada en el B.O.B. nº 73 de 18-04-1995, en el plazo de un año a partir del siguiente a la entrada en vigor de la Norma Foral, los Estatutos de 1 de Julio de 1988 de Arratiako Udalen Mankomunitatea, deberían ser reformados para adaptarlos a las prescripciones que se establecen en la nueva normativa foral.

El inicio del expediente de modificación de Estatutos es una competencia atribuida a la Presidencia de la Mancomunidad, en virtud de lo dispuesto en el artículo nº 27-1 de la Norma Foral 3/1995, de 30 de marzo, donde se establece que "1.- Los Estatutos de la Mancomunidad podrán ser modificados a iniciativa del Presidente, o a petición de, al menos, una tercera parte de los miembros de la Asamblea General u Organo Supremo".